RECURSOS EN CALIDAD DE VIDA

LLÁMANOS AL

987 876 406 (León) · 987 455 120 (Bierzo)

Principios

Voluntariado

Proyecto Hombre no se entiende sin el voluntariado

"El voluntariado no es parte, es Proyecto Hombre".


-En la misión de Proyecto Hombre es inherente la presencia de los voluntarios como agentes copartícipes en procesos terapéuticos y educativos. Ellos son quienes realizan una labor propia, integrada dentro del equipo. Toda su actuación está coordinada, potenciando su trabajo en equipo tanto entre el personal voluntario como entre los trabajadores de la entidad.


La persona voluntaria como principio y como fin

"El valor es la persona, no sólo su acción".


-Proyecto Hombre valora al voluntariado no sólo por su acción, sino por su persona, hace que el voluntario que participa en la entidad, a su vez cuide al que acompaña, anima, escucha o trabaja, reconociéndola y viéndola en su esencia. Respetando siempre los ritmos y los tiempos de las personas.

-Se reconoce a la persona voluntaria: desde Proyecto Hombre se ayuda a definir su espacio dentro de cada centro en el que colabora; así como también su tarea, su motivación personal o la relación con usuarios y trabajadores.


-Es importante trabajar desde una estructura del contexto de comunidad, integrando lo mejor de cada uno, con lo que supone ruptura del individualismo.

-La persona voluntaria va más allá de identificarse con una tarea determinada. Su sentido de pertenencia debe ir más lejos: debe ir orientado hacia una idea global de voluntariado, con los valores que se propugnan. Valores estos que nos abren a otras formas de relación con el entorno. Todo va más allá del individualismo y potencia el sentido de pertenencia.


No hay voluntario 'nuestro' sino un voluntariado de 'todos'. La raíz del voluntariado es el 'nosotros', lo colectivo y no lo individual. Se promueve un trabajo comunitario tanto hacia dentro de la organización como hacia fuera, apostando por el trabajo en red.


La persona voluntaria en proceso continuo de crecimiento


-Estamos permanentemente abiertos a los procesos de cambio en donde toda persona debe estar en clave de aprendizaje, en proceso continuo de formación y crecimiento. Un proceso del que también participa el tiempo en proceso de conocimiento y crecimiento personal.


Gratuidad como valor que define al voluntariado


-La gratuidad es uno de los valores intrínsecos a la persona voluntaria. La medida de la acción del voluntario no está en lo que se recibe, sino en lo que se da. Uno de los principales valores que aporta a la acción terapéutica y educadora es la generosa entrega de su saber hacer, de su tiempo, de su conocimiento y persona. Desde la gratuidad nuestros voluntarios ponen en juego otros valores que complementan su aportación: honestidad, responsabilidad, compromiso, constancia, permanencia, solidaridad o respeto.

Sentido comunitario

"Voluntariado de y para TODOS"

Aviso Legal. Política de privacidad.

Voluntario

Colaborador

Los voluntarios son personas que actúan y se comprometen libremente a ayudar a los demás. A través de una opción personal, deciden ceder su tiempo libre a una acción altruista y solidaria. No reciben dinero a cambio ni compensación económica por la labor que realizan; colaboran desde una entidad, desde un trabajo en común, sus tareas no suelen considerarse acciones individuales. Todo forma parte de un trabajo en equipo.


    Su finalidad no sólo es ayudar a los demás, sino también perseguir una transformación social constante. Este trabajo se convierte para ellos en una fuente de crecimiento personal y maduración a muchos niveles.

Es aquella persona que participa de forma altruista con alguna actividad organizada para nuestra asociación. Su compromiso es puntual y se limita a dicha actividad en concreto. No adquiere un compromiso sistemático en el tiempo pero su labor se integra dentro de las líneas del programa de voluntariado. La formación que recibe será pertinente a la labor que realice.